7 DESAFIOS DEL DIRECTOR DE MARKETING (CMO) PARA LA TRANSFORMACION DIGITAL

Vivimos un mundo superconectado, donde todos usamos a diario diferentes plataformas sociales y en diferentes soportes a la vez, tenemos exceso de información, tecnología cada vez más accesible y poco, muy poco tiempo. Cómo afecta este nuevo ecosistema digital al Director de Marketing o CMO? Se le presentan 7 grandes desafios:

Predominio de lo digital:

El auge de los medios digitales es imparable, superando a los medios offline en inversión, pero además, los medios tradicionales como la TV y los periódicos son cada vez más digitales y sociales. Lo digital ya no es sólo un canal más, sino el canal por excelencia. El Director de Marketing debe sentirse cómodo en este nuevo ecosistema digital.

Del arte al dato:

Los CMO deben orientarse al conocimiento integral del cliente, recopilando y analizando enormes cantidades de datos sobre el comportamiento del mismo en todo el proceso de compra, obteniendo una segmentación mucho más detallada, lo que permita identificar comportamientos futuros de compra a partir de datos, y anticiparse a las estrategias.

El gran reto está en cómo conectar los datos de los diferentes departamentos, para que exista una verdadera visión 360º del cliente, y en hacer ver el valor de los datos para la empresa.

Learning by doing:

Los departamentos de marketing han de orientarse hacia una nueva cultura del dato, convirtiendo al marketing en una ciencia cada vez más empírica y medible, que aprenderá a base de prueba y error, es decir, con la experiencia, y la buena ayuda de la tecnología.

El aprendizaje del CMO deberá ser continuo, o te formas, o te mueven…

Tecnología si o si:

El nuevo CMO tiene que ser un amante, o al menos un curioso de las nuevas tecnologías y la innovación, tanto o más que los departamentos de sistemas, para aprovecharse de los avances tecnológicos. Y debe transmitir esa cultura dentro y fuera de su departamento.

Aceptar el cambio y la incertidumbre serán rasgos diferenciadores. Realidad virtual, aumentada, robótica…

Omnicanalidad hasta decir basta:

El gran reto reside no sólo en la gestión de los múltiples canales de venta (multicanalidad), sino en la transmisión de la misma experiencia al cliente con independencia del canal, tanto si interacciona en el universo digital, como en una tienda o un call center. Experiencias dinámicas y atractivas en todo el proceso, sincronizando muy bien los datos recogidos en todos los diferentes dispositivos tecnológicos y canales.

Customer Centric y UX de verdad:

El CMO deberá más que nunca, centrarse en el cliente y menos en el producto, convirtiéndose en un verdadero rey de experiencias, cuyo análisis determinará los factores clave de compra en los diferentes canales. La experiencia de compra y el storytelling, diferenciará los productos y facilitará la fidelización. La organización entera debe, de verdad, situar al cliente en el centro de toda estrategia.

Departamentos de Marketing: el nuevo rey estratégico

Los departamentos de marketing tendrán cada vez más una mayor orientación a los resultados, superando el enfoque más clásico de orientación al branding. Gracias a la enorme generación de datos y métricas para el conocimiento del cliente y su experiencia de compra, la figura del marketing será estratégica más que nunca, y conectada directamente con la función ventas. El CMO debe hacer valer este nuevo enfoque estratégico dentro de la organización.

Resumen de mi visión, basado en el artículo “El nuevo papel de los CMO en la era digital”. Harvard Deusto Marketing y Ventas.

 

Foto: freedigitalphoto